sábado, 1 de agosto de 2015

Dividendo regular bajo más dividendos extras

Aquella política que consiste en pagar un dividendo regular bajo más un dividendo extra en lo años buenos representa un punto intermedio entre un dividendo estable (o una tasa de crecimiento estable) y una tasa constante de pago de dividendos. Dicha polític proporciona flexibilidad a la empresa, mientras que lo inversionistas pueden contar con recibir por lo menos un dividendo mínimo. Por lo tanto, si las utilidades de una empresa y sus flujos de efectivo son del todo volátiles, esta política bien podría ser su mejor elección. Los directores pueden fijar un dividendo regular relativamente bajo- lo suficientemente bajo para que pueda mantenerse aun durante los años de baja utilidades o durante los años en que se necesita una cantaidad considerable de utilidades retenidas - y posteriormente complementario con un dividendo extra  en lo años en que se dispone de fondos en exceso. Ford, General Motors y otras compañias de automóviles, cuyas utilidades fluctúan ampliamente año con año, siguieron anteriormente tal política, per en años recientes se han unido a las costumbres de la multitud y ahora siguen la primera opción, una política estable de dividendos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario