domingo, 10 de mayo de 2015

Profecias (II)

Marx creía que el sistema capitalista no podría mantener indefinidamente este crecimiento  desequilibrado. Vaticinó un aumento creciente de la desigualdad en el capitalismo, unido a una aparición gradual de la conciencia de clases en el proletariado oprimido. Los ciclos económicos serían cada vez más violentos, ya que la pobreza de las masas provocaría subconsumo. Finalmente, una depresión catastrófica sería el anuncio de la muerte del capitalismo. Éste, al igual que el feudalismo que lo precedió, contenía las semillas de su propia destrucción.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario