viernes, 26 de septiembre de 2014

LA VENTAJA COMPARATIVA DE LOS PAÍSES

EL PRINCIPIO DE LA VENTAJA COMPARATIVA 

Es simplemente de sentido común que los países producen y exportan bienes para los que están excepcionalmente cualificados. Pero existe un principio más profundo que subyace a todo el comercio —al que tiene luy.ar en el seno de una familia, dentro de un mismo país y entre los países y que va más allá del sentido común. Sryww el principio de la ventaja comparativa, un país puede beneficiar se del comercio incluso aunque sea, en términos absolutos, más eficiente (o menos eficiente) que otros en la producción de todos los bienes.

Sentido poco común 

Supongamos que Estados Unidos tiene un mayor nivel de producción por trabajador (o por unidad de factor) que el resto del mundo en la fabricación de computadoras y de acero. Pero supongamos que es relativamente más eficiente en la fabricación de computadoras que la de acero. Por ejemplo, su productividad es un 50 por ciento mayor que la de otros países en las computadoras y un 10 por ciento mayor en el acero. En este caso, sería beneficioso para él exportar el bien en el que es relativamente más eficiente (las computadoras) c importar el bien en el que es relativamente menos eficiente (el acero). 
Consideramos el caso de un país pobre como la India. ¿ qué esperanza puede tener la empobrecida India, cuya productividad por trabajador no es más que una fracción de la productividad de los países industrializados, de exportar textiles o trigo? Sorprendentemente, según la doctrina de la ventaja comparativa, la India puede comerciar y comerciará exportando los bienes en los que sea relativamente más eficiente (como el trigo y los textiles) e importando los bienes en los que sea relativamente menos eficiente (como las turbinas y las supercomputadoras). 
  El principio de la ventaja comparativa establece que cada país se especializará en la producción y la exportación de los bienes que puede producir con un coste relativamente bajo (en los cuales I; es relativamente más eficiente que los demás) e importará los bienes que produzca con un coste relativamente elevado (en los cuales es relativamente menos eficiente que los demás). 
Este sencillo principio constituye la base inconmovible del comercio internacional.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario