lunes, 12 de mayo de 2014

Financiamiento por medio de cuentas por cobrar

El financiamiento por medio de las cuentas por cobrar implica ya sea la cesión de las cuentas por cobrar en garantía (pignoración) o la ventó de las cuentas por cobrar (factoraje). La cesión de las cuentas por cobrar en garantía se caracteriza por el hecho de que el prestamista no solamente tiene derechos sobre las cuentas por cobrar sino que también tiene un recurso legal hacia el prestatario: si la persona o la empresa que compró los bienes no hace el pago correspondiente, la empresa vendedora deberá absorber la pérdida. Por lo tanto, el riesgo de incumplimiento sobre las cuentas por cobrar cedidas en garantía permanece con el prestatario. De ordinario, el comprador de los bienes no es notificado acerca de la cesión en garantía de las cuentas por cobrar, y la institución financiera que realiza el préstamo tomando como base la garantía de las cuentas por cobrar es por lo general un banco comercial o una de las grandes, compañías financieras de tipo industrial. 

El factoraje, o la venta de las cuentas por cobrar, implica que el prestamista compre las cuentas por cobrar, generalmente sin recurso legal hacia el prestatario, lo cual significa que si el comprador de los bienes no paga por ellos, será el prestamista quien absorba la pérdida en lugar del vendedor de los bienes. Bajo el factoraje, el comprador de los bienes es típicamente notificado de la transferencia y se le solicita que haga el pago directamente a la institución financiera. Toda vez que la empresa de factoraje asume el riesgo de incumplimiento sobre las cuentas malas, debe elaborar la verificación e investigación de crédito correspondientes. En consecuencia, los factores no solamente proporcionan dinero sino también un departamento de crédito para el prestatario. De manera incidental, las mismas instituciones financieras que hacen préstamos contra las cuentas por cobrar cedidas en garantía también operan como factores. De tal forma, dependiendo de las circunstancias y de los deseos del prestatario, una institución financiera proporcionará cualquiera de ambas formas de financiamiento por cuentas por cobrar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario